Achronos IV
VII


Como a un altar volvemos, sonámbulos. El dolor de nuestras obras, el enorme esfuerzo de nuestra pereza nos es arrebatado. En la postración ante este abrazo sordo, participantes. El cuerpo cumple con lo cerrado: vapor de hogaza gris por los muros. Un cielo que no alza sus cadenas nos abre la ventana vacía de la idea. Una pesadilla de la que es horror escapar.




Refbacks

  • There are currently no refbacks.